Ahora empiezan nuestras vacaciones y empezamos a irnos a la playa a disfrutar unos días, pero la llegada a tu apartamento cerrado durante mucho tiempo necesita de una buena limpieza. Pero si antes hemos tenido la precaución de dejarlo todo bien limpio y preparado, no debe ser una tarea dura.

Como ya sabes, en las zonas de costa el clima es húmedo y las casas y sus muebles y enseres sufren de corrosión, humedad, oxidación, etc.

Si tienes un apartamento en la playa y sólo lo usas en verano, te vamos a dar unos consejos para que se mantengan lo más limpios posibles.

 

               Las puertas, persianas y ventanas, bien cerradas, para que no entre el polvo y a ser posible la humedad.

 

               Los muebles tapados con una tela para que no se le acumule el polvo.

 

               Sofás ponerles una funda, para mantenerlos fuera de polvo y humedades.

 

               Camas totalmente tapadas para evitar que se ensucie el colchón.

 

               Baños totalmente secos y limpios, con los tapones puestos en los desagües para evitar la entrada de cucarachas, hormigas u otros insectos.

 

               Cocina lo más limpia posible, evitando dejar nada de comidas para que no se caduque y evitar bichos, moho. Tapando el desagüe y dejando el frigorífico, horno, microondas u otro cualquier electrodoméstico, limpios y desenchufados para que no se estropeen.

 

               Cortar la entrada de agua, para evitar que se produzca una fuga.

 

               Luz cortada para evitar cualquier daño eléctrico.

 

               Fregar los suelos, y dejarlo todo limpio para que dure mucho más tiempo.

 

               Toda la ropa de hogar que se deje guardarla en cajas con antipolillas perfumado para que se mantengan limpias y frescas.

 

               Dejar en varios rincones de la casa repelentes de hormigas y cucarachas.

 

Cuando volvamos a abrir el apartamento, nos va ayudar mucho haber hecho estos consejos y así poder disfrutar de tus vacaciones cuanto antes.